Encuentra tu farmacia
BioequivalentesDespacho a Domicilio
Artículos de Salud

10 beneficios del yoga

Permite mejorar y lograr el equilibrio físico, emocional y espiritual.

Buscador de Medicamentos

Buscador de Medicamentos

Para realizar una búsqueda puedes ingresar el nombre del Medicamento o utilizar el índice alfabético.

Buscar por nombre :

Ver listado alfabético de Medicamentos.

VANNAIR 160/4.5 SUSPENSIóN PARA INHALACIóNVolver a la búsqueda

VANNAIR 160/4.5 Suspensión para inhalación

ASTRA ZENECA

Budesonida
Formoterol

Aparato Respiratorio : Broncodilatadores Antiasmáticos

Composición: Vannair suspensión para inhalación a presión 160/4.5 µg/dosis: Cada actuación (la cantidad de fármaco que sale de la boquilla) contiene: 160 mcg de Budesonida y 4.5 mcg de Dihidrato de Fumarato de Formoterol. El Dihidrato del Fumarato de Formoterol en adelante se denomina como "formoterol".
Indicaciones: Está indicado para el tratamiento de mantención a largo plazo del asma en pacientes de 12 años de edad y mayores.
Posología: La dosificación de Vannair pMDI se debe individualizar según la severidad de la enfermedad. Cuando se ha alcanzado el control, la dosis se debe titular a la dosis más baja en la cual se mantiene el control eficaz de los síntomas. Adultos (18 años de edad y más): 2 inhalaciones 1 ó 2 veces al día. Adolescentes (12-17 años de edad): 2 inhalaciones 1 ó 2 veces al día.
Modo de Empleo: Instrucciones para el uso adecuado de Vannair pMDI: A la impulsión de Vannair pMDI, un volumen de la suspensión se expele a alta velocidad desde el dispositivo. Cuando el paciente inhala a través de la boquilla al mismo tiempo que actúa el inhalador, la sustancia seguirá el aire inspirado dentro de las vías aéreas. Nota: Es importante indicarle al paciente que: lea cuidadosamente las instrucciones para el uso en el prospecto de información para el paciente que se incluye junto con cada inhalador. Sacuda el inhalador suavemente antes de cada uso para mezclar su contenido correctamente. Active el inhalador haciéndolo actuar 2 veces en el aire cuando el inhalador está nuevo, no ha sido usado durante más de 1 semana o se ha caído. Coloque la boquilla en la boca. Mientras inspira lenta y profundamente, presione firmemente el dispositivo para liberar el medicamento. Continúe inspirando y mantenga la respiración por aproximadamente 10 segundos o mientras se sienta cómodo. Agite nuevamente el inhalador y repita la operación. Enjuáguese la boca con agua después de inhalar la dosis prescrita para reducir al mínimo el riesgo de aftas orofaríngeas. Limpie la boquilla del inhalador regularmente, por lo menos 1 vez por semana, con un paño seco limpio. No sumerja el inhalador en agua.
Efectos Colaterales: Puesto que Vannair pMDI contiene budesonida y formoterol, puede ocurrir el mismo tipo e intensidad de efectos indeseables según lo divulgado para estas sustancias. No se ha observado ninguna incidencia aumentada de reacciones adversas después de la administración concurrente de los 2 compuestos. Las reacciones adversas relacionadas con el fármaco más comunes son efectos secundarios farmacológicamente predecibles de la terapia con agonistas beta2, tales como temblor y palpitaciones. Estas tienden a ser leves y a desaparecer dentro de los primeros días del tratamiento. A continuación se indican las reacciones adversas que se han asociado con budesonida o formoterol: Ver Tabla
Contraindicaciones: Hipersensibilidad (alergia) a la budesonida, al formoterol o a cualquiera de los excipientes.
Advertencias: Advertencias especiales y precauciones especiales para el uso: Los agonistas ß-adrenérgicos de larga duración, pueden aumentar el riesgo de muerte relacionada con asma. Vannair sólo debería ser usado por pacientes no adecuadamente controlados con otros medicamentos antiasmáticos (por ejemplo corticosteroides inhalados de dosis baja o media) o en quienes la severidad de la enfermedad precisa claramente el inicio del tratamiento con 2 terapias de mantención. Los datos de un estudio clínico de gran escala, controlado con placebo que comparó la seguridad de otro agonista ß-adrenérgico de larga duración (salmeterol) o placebo, agregados a la terapia antiasmática usual, mostraron un aumento en las muertes relacionadas con asma en los pacientes que recibieron salmeterol. Este hallazgo con salmeterol puede ser aplicado a formoterol (también un agonista ß-adrenérgico), uno de los principios activos de Vannair. Se recomienda que la dosis se reduzca gradualmente cuando se discontinúa el tratamiento a largo plazo, del mismo modo, el tratamiento no debe detenerse abruptamente. Si los pacientes encuentran el tratamiento no es eficaz, o exceden la dosis prescrita de Vannair pMDI, deben consultar a su médico. El deterioro abrupto y progresivo en el control del asma es potencialmente de riesgo a la vida y el paciente debe ser sometido a evaluación médica urgente. En esta situación, se deberá considerar la necesidad de de incrementar la terapia con corticoesteroides, es decir, un curso de corticosteroides orales, o tratamiento antibiótico si una infección está presente. No existen datos disponibles sobre el uso de Vannair pMDI en el tratamiento de un ataque agudo del asma. Se deberá aconsejar al paciente respecto de tener siempre a mano su medicación de rescate. El tratamiento con Vannair pMDI no se debe utilizar para tratar una exacerbación severa. Los médicos deberán monitorear cercanamente el crecimiento en niños y adolescentes que toman corticosteroides a largo plazo por cualquier vía, y sopesar los beneficios de la terapia concorticosteroide contra un posible riesgo de la supresión del crecimiento. Se debe tener especial cuidado en los pacientes que se transfieren de los esteroides orales, puesto que pueden permanecer en riesgo de deterioro de la función suprarrenal por un tiempo considerable. También pueden estar en riesgo los pacientes que han requerido terapia corticosteroidal de emergencia en dosis alta o de tratamiento prolongado en la dosis más alta recomendada de corticosteroides inhalados. Estos pacientes pueden exhibir signos y síntomas de insuficiencia cuando están expuestos a estrés severo. Se deberá considerar una cobertura adicional con corticosteroides sistémicos durante períodos de tensión o en caso de cirugía electiva. El pMDI de Vannair se debe administrar con precaución en pacientes con trastornos cardiovasculares severos (incluyendo anormalidades del ritmo cardíaco), diabetes mellitus, hipocalemia no tratada o tirotoxicosis. Dosis altas de agonistas beta2 pueden bajar el S-potasio induciendo una redistribución del potasio desde el compartimiento extracelular al intracelular, vía la estimulación de la Na + / K + - aTPasa en las células musculares. Se desconoce la importancia clínica de este efecto.
Precauciones: Embarazo y lactancia: No se dispone de datos clínicos sobre exposición durante el embarazo para el uso de Vannair pMDI o el tratamiento concomitante con budesonida y formoterol. Los datos procedentes de un estudio de desarrollo embrional fetal en la rata, usando la formulación de Vannair pMDI, no demostraron ninguna evidencia de ningún efecto adicional de la combinación o evidencia de algún efecto atribuible a los excipientes en el roedor. No existen datos adecuados sobre el uso de formoterol en mujeres embarazadas. En estudios en animales el formoterol ha causado efectos adversos en estudios de reproducción a niveles de exposición sistémica muy altos Los datos sobre el uso de budesonida inhalado en más de 2500 embarazos expuestos no indican ningún riesgo teratógeno aumentado asociado a budesonida. Durante el embarazo, Vannair pMDI se debe utilizar solamente después de una evaluación cuidadosa, especialmente durante los primeros 3 meses y poco después del parto. Se deberá utilizar la más baja dosis efectiva de budesonida para mantener control adecuado del asma. Un estudio de farmacología clínica ha demostrado que budesonida inhalada Turbuhaler se excreta en la leche materna. Sin embargo, budesonida no fue detectada en las muestras de sangre en lactantes. De acuerdo con los parámetros farmacocinéticos, la concentración plasmática en el niño se estima como siendo de menos de 0.17% de la concentración plasmática de la madre. Por lo tanto, no se anticipa ningún efecto debido a budesonida en los niños amamantados cuyas madres están recibiendo dosis terapéuticas de Vannair. Se desconoce si formoterol se traspasa a la leche materna. En ratas, se han detectado cantidades pequeñas de formoterol en la leche maternal. La administración de Vannair a mujeres en período de lactancia solo debe ser considerada si la ventaja prevista para la madre es mayor que cualquier riesgo posible para el niño. Efectos sobre la capacidad de conducir y utlizar maquinarias: No se espera que Vannair pMDI afecte adversamente la capacidad de conducir vehículos u operar.
Interacciones Medicamentosas: Interacciones farmacocinéticas: El metabolismo de budesonida es mediado primordialmente por la enzima CYPA4, una subfamilia del citocromo P450. Los inhibidores de esta enzima, por ejemplo, ketoconazol, pueden por lo tanto aumentar la exposición sistémica a budesonida. Esto es de importancia clínica limitada para el tratamiento a corto plazo (1-2 semanas) con ketoconazol, pero se debe tomar en consideración durante el tratamiento a largo plazo con ketoconazol. Interacciones farmacodinámicas: Los bloqueadores beta-adrenérgicos (incluyendo las gotas para los ojos) pueden debilitar o inhibir el efecto del formoterol. No se ha observado que budesonida y el formoterol interactúen con ningún otro fármaco usado en el tratamiento del asma. Diuréticos no ahorradores de potasio (de asa o tiazídicos): Se recomienda precaución en la coadministración con este medicamento, ya que podría haber alteraciones del ECG y/o hipocalcemia al interactuar con beta-agonistas (en este caso formoterol), especialmente si la dosis del beta-agonista es excedida.
Sobredosificación: Una sobredosificación de formoterol probablemente conducirá a una exageración de los efectos que son típicos para los agonistas beta2-adrenérgicos: temblor, dolor de cabeza, hipertensión, palpitaciones y taquicardia. También podría presentarse hipotensión, acidosis metabólica, hipocalemia e hiperglucemia. Puede estar indicado el tratamiento de soporte y sintomático. Una dosis de 90 microgramos administrados a través de 3 horas en pacientes con obstrucción bronquial aguda y al ser administrados tres veces al día como un total de 54 microgramos/día durante 3 días a asmáticos estables no presentó problemas de seguridad. No se espera que se presente algún problema clínico con la sobredosificación aguda con budesonida, incluso a dosis excesivas. Al ser utilizada en forma crónica a dosis excesivas, es posible que se presenten los efectos sistémicos de los glucocorticosteroides.
Observaciones: Información general: Se deberá informar a los pacientes que deben usar Vannair pMDI incluso cuando no tienen síntomas para lograr el beneficio óptimo de la terapia. No existen requisitos especiales de dosificación para pacientes ancianos. No hay datos disponibles para el uso de Vannair en pacientes con deterioro hepático o renal. Dado que budesonida y el formoterol se eliminan primordialmente vía metabolismo hepático, se puede esperar una mayor exposición en pacientes con enfermedades hepáticas severas.
Presentaciones: Envase conteniendo 120 dosis. La información completa de prescripción puede ser solicitada a AstraZeneca, Isidora Goyenechea 3477, piso 2, Las Condes. Teléfono (02) 798 0800.